Donamos 700 € a Adela, un ángel para los gatos callejeros

e ha llegado un caso que no puedo dejar de lado….. Espero que consigamos el reto y que me ayudéis. Con sólo 1€ de cada uno de los que me seguís lo conseguriamos.

Adela tiene 70 años, lleva 40 alimentando varias colonias de gatos en Valencia, jamás ha fallado un solo día. Gasta 700€/ mes en pienso y cobra 500€.

Hace tiempo que su situación es mala..ahora es DESESPERADA,si no hace frente a la hipoteca le quitaran la casa.Sé que seguirá dejando esos pagos antes de dejar de alimentarlos..Si llega a ocurrir será un drama para ella y para 150 gatos que alimenta. Hace poco se le quemó el coche sin conductor con el que iba a las colonias, estaba ya muy viejo y cada dos por tres en el taller y ya es mayor la señora. Al final han conseguido dejarle 2000 € para comprar otro coche de esos para seguir yendo a darles de comer…

¿No os aprece una preciosa historia de una mujer que lo da todo por los gatos de la calle? DEBEMOS AYUDARLE

Porfa hacerme una donación que por pequeña que sea me ayudará.

También podéis ingresar el dinero en una de estas cuentas con el concepto “gatos de Adela”

Donamos 200 e a Marta para sus peques acogidos en Lliria

Hola,

Soy Marta, os escribo desde Lliria, Valencia. He sabido de vosotros a través de las rrss y compañeras gestoras de colonias y acudo a contaros mi historia para ver si podéis  echarme una mano.
Vivo en una casa de campo en zona de cazadores, esto ha provocado que desde hace 3 años haya recogido más de una decena de perros, desechos de cazadores. Lamentablemente el número a menguado alguna vez ya que aquellos cazadores que en su día tiraron a los perros a la basura han decidio renovar temporada con los míos, perros sanos, caseros y totalmente recuperados. Llevo más de un año buscando a Pepón por toda la geografía pero sin suerte. A dos de mis perros conseguí recuperarlos medio drogados…
Ahora vuelve el fin de la temporada de caza y en menos de una semana ya he recogido otros dos perros, con estos ya van 19. Las protectoras de la zona están todas saturadas, pero es que además estos perros están muertos de miedo como para ir a un albergue pero al ver que ya no están en la calle nadie se ofrece a cogérmelos en acogida. Ya no es sólo el espacio, sino el gasto que suponen, puestas a punto en el veterinario, comida… El último atacó a uno de mis perros y tuvimos que ir de urgencia al vete. Busco casas de acogida desesperadamente y algo de ayuda económica para esterilizar, gastos veterinarios, chip, ….
Las protectoras de mi zona me han dicho literalmente que mire para otro lado pero soy incapaz, no hay derecho. Además la gente acude a mi a dejarme todos los marrones, pero ayuda cero.
Si quieres conocer un poco mi historia te dejo mi facebook Marta de Ancos García.